Campañas de pago online
Integre las campañas de pago en redes sociales y buscadores en su estrategia

Entre las alternativas que tiene un emprendedor para realizar una campaña publicitaria digital, el método de Pago Por Click (PPC) es un procedimiento muy efectivo, porque genera una inmediata respuesta que se traduce en ventas y ganancias… ¡si se diseña bien la campaña!

El PPC se caracteriza por la rapidez, porque una campaña puede empezar a dar resultados casi que inmediatamente, gracias –entre otros aspectos- a que es dirigida puntualmente al segmento de consumidores que reúne las características del público meta.

Los resultados de la campaña, a la vez, permiten obtener un caudal de información relacionada con los clientes –datos personales, gustos, actitudes- que sirve para perfeccionar las estrategias y mejorar el uso de las herramientas disponibles, con el fin de lanzar nuevas campañas.

El PPC es un procedimiento característico de buscadores y redes sociales.  Al diseñar una campaña es importante analizar las características de cada red social y, observar atentamente la diferencia que existe entre el PPC de las redes sociales propiamente dichas y el SEM (Search Engine Marketing) utilizado por buscadores de internet de la índole de Google o Bing.

PPC en redes sociales

La publicidad de pago por clic a través de las redes sociales, es una magnífica oportunidad para empresarios, organizaciones, instituciones y profesionales, para promover un bien o servicio entre una población meta claramente segmentada, por edad, género, ubicación y palabras clave.

Las campañas PPC son anuncios que se publican en redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram, YouTube, etc., en que el anunciante sólo paga a los dueños de las plataformas por cada clic que haya recibido el anuncio.

Tienen la ventaja de que permiten controlar la inversión, personalizar los mensajes, incluir anuncios e historias patrocinadas, hacer la publicación en las mejores fechas y a las mejores horas, conocer los resultados y darle seguimiento a la campaña paso a paso.

La promoción debe realizarse mediante una estrategia ajustada a los objetivos de la empresa y el presupuesto con que se cuente desarrollar el proyecto publicitario.

PPC en buscadores

En la práctica, el SEM se conoce por su utilidad en el desarrollo de campañas de anuncios pagos, aunque es un término que encierra todas las acciones orientadas a posicionar una marca en los buscadores de internet, incluyendo el SEO (Search Engine Optimization).

Como instrumento de publicidad paga, el SEM, como ocurre con la publicidad de PPC, genera resultados a corto y mediano plazo, con presupuestos pequeños, y permite segmentar y seleccionar a los consumidores que reúnen las características de un comprador potencial. También para monitorear las campañas en tiempo real, para hacer ajustes.

Pero el SEM –como ocurre en Google Ads- tiene a su favor la capacidad de generar conversiones, medirlas y aumentar la visibilidad mediante el SEO, que da al anunciante la oportunidad de que la marca aparezca en los resultados de los buscadores.

La publicidad  de PPC en redes sociales y el SEM es invasiva y apela al interés de los usuarios de las redes en el producto que se está publicitando; el SEM abre la posibilidad que el consumidor interesado en un producto escriba la o las palabras clave y el buscador lo conduzca a contenido que le interesa.

El manejo en redes sociales

El e-commerce vino a revolucionar los procesos de obtener información y hacer compras, circunstancia que ha dado un lugar superior a las campañas de marketing digital y, en esa línea, a las campañas de publicidad de pago, por su efectivo y rápido retorno de la inversión.

La apreciación es válida para empresas grandes, medianas o pequeñas. Basta con apreciar las acometidas publicitarias en temporadas de alta demanda, como la Navidad,  la Semana Santa, el Día de la Madre, el verano, las entradas a clases o las salidas a vacaciones.

La efectividad del PPC a través de las redes sociales “convencionales”, por etiquetarlas de alguna forma, tienen, entre otras ventajas a su favor, la popularidad y la rapidez con que generan respuesta; a las campañas SEM se les debe sumar la optimización en buscadores.

Pero es importante aclarar que una campaña de Pago Por Click nunca cumple la función de sustituir al SEO (posicionamiento orgánico en buscadores, o sea, aparecer en el top 10 sin pagar anuncios), porque son conceptos diferentes y dan resultados de manera diferente. El SEO da respuestas más lentamente, pero (si se le mantiene optimizado) los resultados son permanentes.

En todo caso, las campañas publicitarias digitales son una oportunidad y una necesidad para cualquier empresa y presuponen la contratación de una empresa especializada que conozca a fondo las herramientas y estrategias que se requieren para obtener un logro exitoso.

¿Desea evitar el proceso de «prueba y error» y lanzar campañas de pago en corto plazo?  Contáctenos y con gusto le asesoramos en ese proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.